Usa bolsas reutilizables para transportar y comprar alimentos. Mejor si son de materiales biodegradables como algodón, yute o lino, pues no desprenden fibras plásticas al contacto con los alimentos, ni en el lavado. 

Recuerda llevar una bolsa siempre contigo y sobre todo, REUTILIZALA muchas veces